Este artículo explora las tecnologías de voz de Google, las crecientes tasas de adopción y las implicaciones para los investigadores y examinadores forenses digitales, quienes deben competir por la evidencia directa y circunstancial en un ámbito digital en expansión.

El comando de voz “OK Google”* puede ser usado por la ciencia forense digital para desbloquear dispositivos móviles con Cellebrite UFED Cloud Analyzer. Esta solución permite que la ciencia forense móvil desbloquee y extraiga estos datos, incluso si solo se cuenta con el archivo de voz del sospechoso.

Google ha diseñado una gama completa de dispositivos inteligentes que reconocen este simple comando de voz, potencialmente desbloqueando todo el ecosistema de productos de Google. Para los casos criminales que sufren de testimonios ambiguos o escasez de evidencia incriminatoria, este acceso y repositorio de archivos de voz puede producir una potencial mina de oro de evidencia digital probatoria.

Comando de voz “OK Google” usado para la configuración inicial y acceso a dispositivos móviles

Como Google anima a los consumidores de todo el mundo a optar por comandos de voz, esta simple frase de dos palabras es el comienzo de una travesía que iniciaran muchos usuarios de teléfonos móviles y dispositivos inteligentes nuevos.

Sorprendentemente, Rusia casi lleva la delantera en el uso del comando de voz “OK Google”, seguida por muchos otros países de esa parte del mundo.




De hecho, cada vez es más común que las personas usen la frase “OK Google, configurar mi teléfono” durante las secuencias de inicio de los dispositivos nuevos. Esta experiencia inicial se graba y mide en archivos que posteriormente son referenciados por el sistema operativo móvil para verificar al propietario. Los mismos archivos son accesibles durante las investigaciones, utilizando UFED Cloud Analyzer, que interpreta los datos proporcionados por My Activity de Google.

Principales países que utilizan la frase “OK Google, configurar mi teléfono”:




También es bien conocido que Google almacena en la nube la frase “OK Google” más la pregunta o solicitud adyacente. Este registro puede resultar invaluable para los escenarios de investigación, ya que cuando se examina, la combinación de la intención con la voz del usuario aumenta la autenticidad percibida de la evidencia digital.

Cuando los sospechosos resultan poco colaboradores y se ha emitido una orden judicial, los investigadores pueden ejercer otros métodos creativos, tales como juntar piezas de grabación de la investigación para desbloquear teléfonos y otros dispositivos inteligentes. Siempre que se mencionan claramente las palabras “OK” y “Google”, esta técnica puede resultar valiosa.

Otra capacidad, revelada en una reciente Convención de Hackeo, DEFCON, permite al investigador grabar la voz del sospechoso, y luego usar aprendizaje automático para reproducir su comando de voz “OK Google”. El dispositivo móvil del sospechoso reconocerá el comando, aunque efectivamente nunca haya pronunciado esas palabras. Aunque parece como de ciencia ficción, la tecnología ya está aquí.

Asistente de Google en el centro de todo

Por lo menos una vez al mes, más de 35 millones de norteamericanos utilizan un dispositivo activado por voz, con un aumento año a año del 129 %. Siguiendo esta rápida adopción, Google reporta que su aplicación Asistente de Google, activada por el comando de voz “OK Google”, ha logrado un hito, estando disponible en más de 400 millones de dispositivos, incluyendo altavoces domésticos Google, teléfonos Android, iPhones, televisores, relojes y muchos más.

Como resultado, el Asistente de Google está destinado a convertirse en el portero digital y oficial de cumplimiento para muchas solicitudes y acciones, especialmente para un creciente número de usuarios millennials, quienes dan por sentada esta funcionalidad. Ese comportamiento digital conducirá a un ámbito completamente nuevo de transparencia personal para las investigaciones.

La cifra de millennials que usan asistentes habilitados por voz debe crecer casi un 40 % en 2019. También se ha determinado que por lo menos una vez al mes casi el 36 % de los millennials utilizan asistentes digitales asistidos por voz..

El Asistente de Google también es una oferta multilingüe que permite integración con terceros, lo que conduce a una gestión consolidada de toda la vida digital de la persona, que puede incluir productos que van más allá de los de Google.

Si usted es usuario de teléfonos más antiguos (Android 4.3 o anterior), Google no lo ha ignorado. Estos usuarios tienen compatibilidad en dispositivos que ejecutan sistemas operativos más antiguos, tales como Android Lollipop.

Comandos de voz que activan Google Pay

Google Pay es la tecnología de billetera digital de Google, que permite hacer compras desde las aplicaciones y tocar para pagar en dispositivos móviles, permitiendo a los usuarios hacer compras con teléfonos, tablets y relojes Android.

Una vez que se configura Google Pay en un teléfono iOS o Android, las funciones adicionales permiten enviar o solicitar fácilmente dinero a otras personas, utilizando el Asistente de Google, con un simple comando de voz. Aunque el número de consumidores que utiliza compras por voz es solamente el 5 %, se especula que llegué al 50 % para el 2022. A estos comportamientos los acompaña un rastro de documentación financiera digital, informada por datos contextuales, como hora del día, ubicación y las partes relacionadas con las transacciones.

La naturaleza de las vidas profundamente conectadas y registradas tiene como consecuencia que la actividad personal se convierte en una comunicación constante con ecosistemas inteligentes que cada vez más rodean el estilo de vida urbano del residente moderno.

Si usted es usuario de un teléfono Samsung, intente decir “OK Google” durante una conversación casual para ver cómo reacciona su teléfono. Si lo hace, la característica que activa la voz ha sido configurada de forma predeterminada y el teléfono lo ha estado escuchando todo el tiempo.

Esta funcionalidad de vigilancia de audio constante, que inicialmente pretendía informar a los motores de publicidad para que entregaran anuncios más ajustados para los usuarios, tiene un valor real para la comunidad de ciencia forense digital.

La búsqueda por voz significa búsqueda local

Una vez al día, 2 de cada 5 adultos usan la búsqueda por voz. Sin duda esto aumentará la probabilidad de que perpetradores, quienes se han acostumbrado a esta característica, inconscientemente dejan un rastro en audio de su intención de cometer sus crímenes.

Los examinadores e investigadores deben tener en cuenta que las búsquedas relacionadas con voz en los dispositivos móviles tienen tres veces más posibilidades de ser locales que aquellas basadas en texto. La capacidad de tener acceso y recuperar este nivel de evidencia digital enriquecida puede ser imperativo en los casos en que la proximidad de un sospechoso, asociado, o pieza de evidencia al crimen es incriminatoria.

Comandos de voz y otros dispositivos

En otros dispositivos como Google Home o Chromecast, las funciones de “OK Google” se pueden activar fácilmente, dejando oportunidades similares para que las fuerzas policiales obtengan acceso a los registros de datos.

En cuanto a las variaciones para iniciar los comandos de voz, hasta ahora los teléfonos sólo reconocían “OK Google”, y sin embargo, recientemente el comando “Hey Google”, originalmente reservado para activar el asistente en los productos Google Home, se ha hecho relevante para algunos dispositivos móviles.

Finalmente, la experiencia del usuario de primero voz, no sólo permite métodos creativos para desbloquear dispositivos móviles, sino que es responsable de reunir la “huella digital” con la persona real. Esto puede conducir a un nivel completamente nuevo de certeza investigativa, al considerar la identidad, intención y contexto.

Mientras que las tecnologías de voz de Google continúen siendo cada vez más dominantes e impactantes, las fuerzas policiales aumentarán su conciencia de OK Google y su valor como fuente de evidencia digital.

*Los dispositivos Android que cumplen los requisitos para la experiencia “OK Google” deben tener la versión de la aplicación Google 3.5 o superior, Android 4.4 o superior, junto con el ajuste Actividad de voz y audio activado, ya sea mediante el valor predeterminado de fábrica o manualmente.

Share this post